Mi Realidad de Tinta: El fin de la muerte (Cixin Liu)

El fin de la muerte (Cixin Liu)

El fin de la muerte, Cixin Liu

死神永生 Trilogía de los tres cuerpos #3
Nova 2018 734 págs.
Tras "El problema de los tres cuerpos" y "El bosque oscuro", la tensa espera de la humanidad concluye ahora con un último episodio, tan extraordinario como los anteriores, lleno de ideas electrizantes y una calidad de obra maestra.

Ha pasado medio siglo de la batalla del Día del Juicio Final y la Tierra goza de una prosperidad sin precedentes gracias al conocimiento transferido por Trisolaris. Mientras la ciencia humana avance y los trisolarianos adopten la cultura terrícola, ambas civilizaciones podrán convivir sin temor a ser destruidas. Pero con la paz la humanidad se ha vuelto autocomplaciente. 
¿Alcanzará el ser humano las estrellas, o morirá en su cuna?

«El destino final de todos los seres inteligentes ha sido siempre alcanzar la grandeza de sus pensamientos.»
Siempre existen esos libros que uno no estaba preparado para que le gustaran y cuando lo hacen y tienen la audacia de terminar te dejan un poquito vacío. He llegado al final de la trilogía de los tres cuerpos y no saben cuánto la voy a extrañar. Empecé el primer libro sólo por curiosidad —¡Obama lo había recomendado!— y Cixin Liu me tomó por sorpresa. La historia es confusa, a veces difícil de seguir, pero eso no quita que sea una de las mejores historias de ciencia ficción que he leído.

En El problema de los tres cuerpos supimos por primera vez de la existencia de los trisoliarianos, habitantes de un planeta a más de 4 millones de años luz de distancia rodeado por tres soles cuyas interacciones lo hacen letal para todas las formas de vida y que luego de haberse comunicado exitosamente con Ye Weinje —una científica china que sufrió varios abusos durante los 50 a manos del gobierno de su país— están decididos a venir a conquistarnos, eliminarnos y apoderarse de la Tierra. La coalición terrícola-trisolariana desea que esto ocurra, y es sólo un reducido grupo de personas —que incluye al cinentífico Luo Ji, el doctor Hines, el policía Da Shi y otros— quienes decubren la verdad y pueden detenerlos, pero no antes de que Trisolaris envíe sus sofones y bloquee todo el desarrollo tecnológico y científico del planeta.

—Olvidas el poder del tiempo. Si una colonia de hormigas es capaz de transportar un grano de arroz en un día, en mil millones de años pueden arrasar el mismísimo monte Tai. Siempre y cuando disponga del tiempo necesario, la vida es más fuerte que el metal y la roca, más poderosa incluso que cualquier tifón o volcán.

Esto da inicio a una era oscura para la humanidad, donde los planes más descabellados son propuestos para evitar nuestra extinción. Así es como nace el proyecto vallados, donde 4 representates del planeta son elegidos para desarrollar un plan conocido solo por ellos y donde Luo Ji —que es crionizado y luego despierta 200 años post-crisis encontrando un mundo lleno de confianza en su tecnología y poder militar— descubre la verdad que hemos ignorado durante tanto tiempo: el universo es un bosque oscuro lleno de cazadores y los intentos del planeta por encontrar más vida únicamente nos ha puesto un blanco que podría llevar a nuestra destrucción inmediata si otro planeta recibe las señales que hemos gritado al resto del universo. Es también aquí donde se demuestra que nuestra seguridad es una muestra de orgullo ridícula cuando una única sonda trisolariana destruye casi 2000 naves de la fuerza espacial en minutos. Es tan solo la amenaza de Luo Ji de poner en evidencia la ubicación de la Tierra y Trisolaris lo que permite una suerte de tregua y colaboración entre ambos mundos.

El fin de la muerte nos lleva de regreso a los inicios de la Era de la crisis, pero ahora es para hablarnos de un nuevo proyecto desarrollado en ese tiempo y que se vio opacado por el proyecto vallados. La ingeniera Cheng Xin —quien tuvo una carrera brillante en la universidad— es admitida de inmediato como técnica en uno de los proyectos espaciales que abundaban en ese tiempo, en su caso el propósito de su unidad consistía en enviar al espacio una sonda que lograra viajar a un 1% de la velocidad de la luz para interceptar a la flota trisolariana, algo que no se había logrado en ese momento. Cheng Xin tiene un jefe bastante desagradable que sólo desea ver resultados pero eventualmente sus ideas permiten que presenten a la ONU el Proyecto Escalera, en el que que una sonda será acelerada por explosiones nucleares... y que llevará un cerebro humano como ¿ofrenda? ¿arma secreta? a Trisolaris.
 —Mijaíl, la humanidad no es una abstracción. Se empieza a amarla amando a personas individuales, cumpliendo con tus responsabilidades ante tus seres queridos.
El problema es que Cheng Xin es quien encuentra el cerebro a utilizar —Yun Tianming, un ex compañero de universidad siempre solitario que se encuentra con cáncer de pulmón terminal— y lo convence de hacerlo sin saber que es Tianming quien le regaló una estrella y quien ha estado enamorado de ella durante todo este tiempo. Pero con su jefe ya decidido a que sea él el elegido para el proyecto, Cheng no logra detener la muerte del hombre y decide ir al futuro donde tal vez haya una mínima posibilidad de que con sus avances tecnológicos Trisolaris pueda traerlo de regreso de algún modo. Pero Cheng Xin descubre que más de 200 años después —en la Era de la Disuasión— las cosas son distintas, ya nadie recuerda su proyecto, la humanidad desea castigar a los que antes fueron héroes y el fin de la muerte es prácticamente una realidad y eso lleva a que los intentos de desarrollar tecnología para enfrentarse a Trisolaris sean inexistentes. Todos parecen haber olvidado la amenaza que la flota que viene en camino representa.
Mi parte favorita de esta trilogía es que hace que el universo se sienta terrorífico en todo momento. Si en el libro anterior jugamos con el concepto del bosque oscuro aquí se expande hasta un punto en que constantemente está destruyendo las esperanzas que los protagonistas y lectores de encontrar una salida a la inevitable destrucción de todo lo que nos rodea. Cixin Liu desarrolla varias ideas para mostrarlo: las civilizaciones anteriores que han intentado escapar del bosque oscuro trasladándose a otra dimensión, cómo incluso eso no es un espacio ilimitado, cómo la muerte parece ser el destino inevitable de todo el universo y cómo incluso en esas circunstancias los humanos siguen siendo egoístas y están dispuestos a cualquier cosa por su ganancia personal.
Eres como esas personas del pasado desgarradas por un conflicto interno, como mi director de tesis. En nuestra época, la conciencia y el deber no tienen un valor positivo absoluto: un exceso de cualquiera de ambos se considera una enfermedad mental llamada "desorden de personalidad por presión social". Deberías ir a ver a un especialista.
De forma más técnica debo admitir que la historia fluye mucho más sencillamente que en los volumenes anteriores, probablemente porque ya existe todo un contexto y familiarización con los personajes y palabras raras —de todas formas recomiendo tener a mano las listas de personajes porque si son como yo van a sufrir con los nombres—, y esta vez el autor se vale de ciertos capítulos presentados como si fueran fragmentos de un libro de historia que nos ayudan a entender las cosas desde un POV neutro. ¡Cheng Xin también es agradable de leer! Uno de los problemas del libro anterior es que ningún personaje todos hombres sobresalía o generaba empatía, pero aquí volví a interesarme por el lado humano tras la historia.

All in all, El fin de la muerte se convierte en el cierre perfecto para una trilogía que jugó con los límites de la humanidad en cada una de sus partes hasta el mísmisimo final y que tuvo algunas de las escenas de batallas espaciales más ¿cinematográficas? que he leído, las ideas de Liu son innovadoras y probablemente podrían ser desarrolladas en varios libros más, pero 700 páginas logran ser suficientes para dejarnos mareados y ¿honestamente? llenos de miedos y alegres de que el fin de la muerte todavía esté tan lejos de nosotros tecnológicamente y que Trisolaris sea falso. Uno de mis nuevos favoritos.

Gracias a Penguin Random House por el ejemplar

Otras ediciones


ดาวซานถี่ อุบัติการณ์สงครามล้างโลก เล่ม 3Death's End (Remembrance of Earth’s Past, #3)死神永生 (三体 #Ⅲ)Вечная жизнь Смерти (Remembrance of Earth's Past #3)
Ahora estoy #asustada del espacio 🙈

1 comentario:

  1. ¡Hola!
    Me alejé mucho de las sagas y de esta no tenía ni idea, no suena mal, aunquen por el momento no quiero leer sagas.
    Saludos infinitos.

    ResponderEliminar

¡Gracias por dejar tu comentario! Todos somos libres de tener nuestra propia opinión, pero por favor, recuerda hacerlo siempre con respeto hacia los otros :)